“Nos tenemos que acostumbrar a cambios bruscos: bajantes y grandes crecientes”

 “Nos tenemos que acostumbrar a cambios bruscos: bajantes y grandes crecientes”

Foto HECTOR RIO

Lo advirtió el ingeniero Juan Borús, del Instituto Nacional del Agua (INA), quien aseguró que la bajante de este año del río Paraná es “más grave que en 2020”.
La significativa bajante del río Paraná y la pronunciada sequía que no se daba por lo menos hace alrededor de medio siglo y que afecta a toda la Mesopotamia Argentina, incluido Buenos Aires, y gran parte de Paraguay y el Sur de Brasil, ya debería ser un tema de Estado. Varios ambientalistas, ONGs, y expertos internacionales han salido a advertir y dar a conocer de las catastróficas consecuencias que traerá este impacto ambiental.
Al respecto el ingeniero Juan Borús, quién es el actual subgerente de Sistemas de Información y Alerta Hidrológico del Instituto Nacional del Agua (INA), que también desde hace mucho tiempo se muestra preocupado y varias veces dio “voces de alarma” ante esta situación dramática que vive el “Pariente del Mar”, tal cual se lo conoce al río Paraná.
Foto NA: HECTOR RIO

Por ello no dudo en remarcar que “esta bajante del río Paraná es realmente histórica y extraordinaria, estamos en un escenario que no se daba por lo menos en los últimos 50 años y vamos camino a reeditar un escenario que se dio 80 años atrás. Estamos ante un estado de bajante del río Paraná, el cual no ha terminado, y responde a una sequía que estamos sufriendo de manera regional, no solo en Argentina, sino también en Brasil y Paraguay”.

ROSARIO Foto NA: HECTOR RIO

Además, recordó que “se ha intensificado esta sequía en su consecuencia lógica debido a la disminución del caudal hacia el río y por lo tanto la bajante fluvial que es por demás evidente”.

¿Qué opinión Tenes sobre esta nota?
+1
15
+1
0
+1
0
+1
25
+1
36